lunes, 3 de septiembre de 2012

La Costa de los Mosquitos

¿Ya es 3 de septiembre?. ¿Tan rápido ha pasado?. Pues ahora voy y lloro…. Quiero mi vida de vacaciones, quiero mi relajación corporal y mental, tanto que he desconectado de tal manera que no he entrado en el blog para nada. Ni en el propio, ni en los ajenos. Uds. sepan disculparme.

No he tenido tiempo para ponerme al día con la cantidad de entradas nuevas que tengo pendientes de leer. ¿Cómo es posible que algunos escriban tanto?. No lo entiendo... pero claro, el problema es que una Servidora baja su actividad cerebral al mínimo y por extensión pienso que el resto de la humanidad hace lo mismo y ya veo que “va a ser que no”.

Las vacaciones comenzaron bien, tranquilas, más o menos relajadas, lo que en casa se conoce como al “trantran”.

Para cuando NiñoNinja, Sensei y una Servidora llegamos a PlayaNinja, la casa ya estaba medio tomada por los Ecobios y los Abus. Pero no hay problema, cada uno en su habitación y el salón a modo de comuna Hippie con bártulos de los pequeños Ecobios por doquier. Sillitas de paseo (2), cuna, trona, bloques de construcciones con los que descoyuntarse si en mitad de la noche pisas uso, toallitas, pañales, cremas solares, gorros, gorras, calcetines y baberos repartidos por todos los rincones de la casa (y eso que somos ordenaditos).

NiñoNinja estuvo (como siempre) especialmente cojonero con el tema de la comida, su tardanza digo… Si el primito tarda una hora, pues yo voy y le hago compañía, si el ecobio pequeño canturrea “tatatatata” pues el tres cuartas de lo mismo, vamos lo que es tener como dice la Abu, más pelusa que debajo de las camas…. (no en nuestro caso, que igual algo caóticos con los bártulos sí que somos, pero más que limpios, relimpios…).

A la semana de llegar nosotros los Ecobios se liaron la manta a la cabeza y la chaqueta al cuerpo y se fueron de viaje todos juntos con sus bártulos allá donde el viento da la vuelta y ponen nombre a las mesillas de noche y baldas con muchas K y S y Ö.

Y allí nos quedamos NiñoNinja, Abus y Servidora más felices que felices con toda la casa para nosotros. Sensei por segundo año consecutivo no ha tenido vacaciones, apenas cuatro días a mitad de mes y otros cuatro a finales.

Un año más he compartido habitación con mi NiñoNinja y un año más que en mitad de la noche se despertaba, se incorporaba de la cama y con voz clara me decía

Mamá te quiero mucho

Para acto seguido dejarse caer sobre la almohada para continuar dormido. Al Santo Creador he dado gracias de no escuchar balbuceos como ya ocurrió el año pasado, con el consiguiente sobresalto mío y mi propio cuelgue de lámpara.

A mediados de mes y aprovechando la llegada por unos días de Sensei, hicimos una quedada de tarde-noche-madrugada con Yolandica, su marido y las adorables y siempre preciosas Berrinches y Coletillas.  Pasamos la tarde en el castillo de la princesa que espera al pirata que la rescate (según libre interpretación de las gemelas).

Ansioso estaba NiñoNinja por conocerlas y la ansiedad era reciproca. Caidita de ojos por parte de las “gemelas” hacia mi NiñoNinja, movimientos gráciles de pestañas y cucamonas varias dispensaban al siempre atento NiñoNinja (frase de una de las gemelas, no puedo decir cuál de ellas porque son idénticas, idénticas, pero en boca de su madre sonaba como algo así “ Mamí, es tan guapo y tan atento”, Madre que me da la risa… guapo es, no seré yo quien diga lo contrario, pero “tan atento….”).

No quiero adelantar mucho más, porque me ha dicho un pajarito que en breve tendremos crónica…..

Sensei se volvió a marchar y nuevamente me quedé al frente del menguado batallón Ninja, con sus días de cargar como un Sherpa a la playa y sus noches de parque y mosquitos trompeteros que nos han comido y no precisamente a besos.

Hemos disfrutado de Cine a la Fresca por cortesía del Exmo. Ayuntamiento de PlayaNinja. Los Pitufos y XMen: Primera Generación. Los Pitufos nos la tragamos enterita, con el bocata, el zumo, las patatas y los mosquitos, ¿os he hablado de los mosquitos?, pues eso, que tenían butacas reservadas a su nombre y todo… y los más afortunados en palco y todo, oigan…. No hubo tanta suerte con los Xmen, nos fuimos a 10 minutos del final de la peli, no sé si por cansancio de NiñoNinja o porque como ya no nos quedaba sangre en el cuerpo los mosquitos se nos amotinaron y nos sacaron a empujones del cine ¿he comentado lo de los mosquitos?.

Tras unos días apacibles de playa y observación cercana de la fauna viscosa acuática o lo que es lo mismo las dichosas medusas y tras ver que habíamos sobrevivido al primer encuentro con Yolandica y su prole, nos acercamos a PlayaBabia a pasar otra tarde-noche-madrugada con ellos. En esa ocasión iba yo sola con NiñoNinja, y todo sea dicho de paso, vivir la experiencia de compartir playa, piscina, cena y desmorrones (por las caídas) varios, puedo decir no sólo que sobrevivimos, sino que lo pasamos en grande. Y los señores que estaban cercanos a nosotros en la playa, también, en especial cuando nos fuimos y les vimos soltar un par de cohetes y una traca al grito de …. Menos más, que se marchan ya….

La tarde prometió, y la promesa se cumplió, nos lo pasamos genial, ellas con sus caiditas de ojos hacia mi vástago y nosotras a nuestro marujeo-despellejador que es lo que toca en estas ocasiones. Hablamos durante horas de todo y de nada, pero la verdad sea dicha , con la de Babia es fácil hablar y más aún reír.

Y con esto nos vamos aproximando al final del mes y con ello al día de mi cumpleaños. Si Ñoras y Ñores, me marché de vacaciones con 39 primaveras y he vuelto con 40. Y miren Uds. como que me siento igual, ni me ha salido una nueva pata de gallo, ni más canas, ni me he puesto un piercing en sitio delicado y no se me ha descolgado nada que ya no estuviese descolgado antes.

Disfruté de la presencia de Sensei que llegó justo la tarde de mi cumple, salimos a cenar todos en familia y como el cuerpo no le daba para más, dejamos el copeteo para la noche siguiente y por recomendación de unos conocidos, nos pegamos el gustazo de tomarnos unas cuantas copas en un Chill Out junto a la Playa, con cama Balinesa incluida y dos Mai Thais que Servidora se metió entre pecho y espalda ¡¡¡y que de luz tiene Playa Ninja!!! y no digo más náaaa…..

Y ya casi terminando y como colofón de fiesta, nos acercamos a PlayaMapache a pasar una tarde (este año no ha dado para más) con ellos a un MegaParque de diversión familiar. Puedo decir y digo que he montado en una montaña rusa con una tormenta sobre nosotros. Puedo decir y digo que he montado en una atracción acuática y que lo que menos me ha mojado ha sido el agua de la atracción. Puedo decir y digo que nos calamos hasta los huesos con la tromba de agua que nos calló cuando estábamos montados en una barcaza (eso que nos llevábamos… si se inundaba, al menos nosotros ya estábamos en la barca). Puedo decir y digo que en ciertas zonas de parque no sabíamos si era un parque de atracciones o un parque acuático, la balsas de agua  y los ríos que corrían por las calles nos hacían pensar que nos habíamos equivocado de sitio.

Y por último, este año, las vacaciones nos han traído cosas nuevas, AMIGOS nuevos con los que sé que compartiré otras muchas tardes-noches-madrugadas de caiditas de ojos, picaduras de mosquitos trompeteros por doquier, ¿he comentado lo de los mosquitos? y como el verano no sólo trae, sino que también se lleva, este año el Sr. Pérez se ha llevado el primer diente de NiñoNinja (sin contusión, ni esmorramiento previo, simple y llanamente, ya tocaba).

Conclusión

Apacible y tranquilo verano, con sus bártulos y los pollos montados por NiñoNinja en MegaParque ante la mirada atónita de la FamiliaMapache, pero aún así lo he disfrutado y mucho, sólo espero que el próximo sea igual o mejor que este y a ser posible con Sensei que el pobre este verano sólo ha podido ligar moreno fluorescente (y más le vale.. por lo de ligar.. digo...).

Aún me queda una semana antes de volver a la rutina del cole, de las carreras para intentar llegar a tiempo y acabar llegando tarde a todo, del comienzo de las extraescolares que requieren la misma planificación que organizar un viaje a cualquier presidente de cualquier país más o menos civilizado.

Aún me meda una semana para forrar 19 libros de texto para NiñoNinja. No, no se me confundan por la cantidad de libros, no esta preparándose el MIR es sólo 2º de Primaria, estamos locos o ¿qué pasa en este País con la educación? (esto me lo reservaré para una próxima entrada).

Casi me olvido, me han dado otro premio. Gracias Beatrice. 

En fin, que parece que he resuelto el veranito sin muchas novedades y por cierto... ¿he comentado lo de los mosquitos?

9 comentarios:

  1. Hola! me he encontrado con este blog a través del de Yolandica y como también me ha hecho reir, me quedo! Voy a leer entradas antiguas que necesito un poco de humor hoy.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida!!! Pasa y ponte cómoda.

      Gracias por tu comentario

      Eliminar
  2. ...comentando a mis hijas el suceso de la caída de diente del NiñoNinja mis hijas tienen una duda, rogaría que se la hicieras llegar al “atento y guapo“:
    -La moneda que te deja el ratoncito...¿es de oro o chocolate?
    No sé si podrán esperar la respuesta...están ansiosas de conocer al roedor en cuestión...tanto que temi que se quiten algún diente a mamporrazo limpio para adelantar visita.
    Un besazo GORDO, un placer haber compartido tardes-noches-madrugadas con vosotros...sois un AMOR, muakas!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Respuesta:

      "El ratón no trae ni oro ni monedas de chocolate, trae dinero de verdad para poder comprarme cartas de Pokemon"

      Como se te queda el cuerpo....

      Un besazo

      P.D.: dile a las niñas que el Sr. Pérez no trae nada si el diente no se cae solo, a ver si con eso aguantan un poco más ....

      Eliminar
  3. Jo, qué envidia me dais con esas tardes-noches-madrugadas... A ver si repetimos algún día una tarde (o noche o madrugada) de desvirtualización. Berrinche y Coletillas tienen que ser un puntazo. Jajaja.

    Ánimo con esa vuelta al cole (¿19 libros? I can´t believe it).

    Oye, una cosita ¿había muchos mosquitos? Es que como no has dicho nada...

    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Otra desvirtualización cuando Uds. quieran, nosotros encantados. Berrinches y Coletillas ya te digo yo que son para comérselas. Y ¿de los mosquitos, no comenté nada? Pues anda que esto yo lista…. :-)

      Besazos

      Eliminar
  4. ¡¡¡Bienvenida a la puñetera realidad!!! Veo que has disfrutado con los tuyos... ¡¡¡Qué bien!!! Un beso enorme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mara, sí, ya estoy de vuelta a la realidad....

      Me estoy poniendo al día con tu blog. "Jamía" qué cantidad has escrito en este mes.....

      Un besazo

      Eliminar
  5. Aissssssssss que dura la reentrada... aunque espero con ansia el desenlace de Niño Ninja con Berrinche y Colettitas ;-)

    ResponderEliminar